viernes, 13 de septiembre de 2013

¿Y cómo funcionan? (I)

Ayer estuve hablando con un gran amigo, y recordamos sus deliciosas y comprometedoras preguntas sobre "¿cómo funciona... la tele?"
Disparadas a bocajarro y sin preaviso - muy estimulante y él sabe que se lo agradezco.
En fin, centrándonos:

¿Cómo funciona una impresora 3D?

http://en.wikipedia.org/wiki/File:Airwolf_3d_Printer.jpg

Bien, aquí viene lo divertido, vamos a intentar hacer esta entrada accesible para todos los públicos.

Imaginemos: 
Cogemos una pistola de pegamento, de esas de barras y la dejamos calentarse. Regulamos la temperatura para que el pegamento salga líquido, pero viscoso, para que se seque en seguida.
Cuando esté lista, aprovechamos una superficie muy lisa, como por ejemplo un espejo, y con buen pulso dibujamos el contorno de la letra de nuestra inicial. Así, grandota. Y luego con mucha paciencia vamos rellenando el interior, siempre sin pasar dos veces por el mismo sitio para que no se nos acumule el pegamento y tengamos un lamentable pegote.
Esperad a que se endurezca el pegamento. ¿Qué tenemos? Una lámina de "plástico" con la inicial de vuestro nombre, lista para usar.

- ¿Y ya está? ¿Eso es todo? ¿A mí de qué me sirve esta laminita, si casi se puede ver a través?

Bien, como ya está seca y no la hemos despegado del cristal, repetimos el proceso: pegamento por el contorno (segunda capa) y luego a rellenar.
Animáos, y cuando se seque ponemos otra capa más.

- Vale, ahora es más gruesa y sólida... pero con un trozo gordo de plástico y un cutter me queda más aparente... ¿dónde está la gracia del 3D?

Pues ahora viene:
Volvemos a hacer el contorno con la pistola de pegamento, cuarta capa... y no rellenamos   :D
En cuanto se seque, echamos más pegamento haciendo el contorno, sobre el contorno inferior que ya estará seco.
Repetimos para seis, siete... muchas capas, y esto va subiendo.
¡Ya tenemos una bonita caja con la forma de nuestra inicial!

- Bueno, sí, esto es más difícil de hacer, pero con plástico, cutter y pegamento...

Bien, con paciencia y mucha mano (la de un robot) sale ésto:

Creo que ya está todo dicho, jejeje.

Bueno, el funcionamiento básico de imprimir en 3D ya está visto, y los que no tengáis un pulso de acero y la paciencia de un puercoespín de escayola, necesitaréis un sistema automatizado que vaya echando el pegamento en los sitios adecuados de cada capa.
Lo cuento en la próxima entrada.

Gracias a todos!!! 

PD: Tenéis una forma alternativa a la pistola de pegamento.
Está en la entrada "Bolígrafo 3D" (enlace)